¡SUBNORBOOK! Somos especiales.

Una idiotez detrás de otra.

Apocalípsis del metal: The rise of the Mariconettis’ Empire.


Que Judas Priest se retiran, que cosas, hoygan, con la gira “Epitah” (epitafio), pues que te digo Mariloli,  ya era hora de que enterraran a los zombies.

El apocalípsis del metal ha llegado, pero no es lo que imaginabais.

Y es que la cosa esta muy mal, desde que legalizaron los anal intruder con palanca de cambios, el metal no hace sino ir cuesta abajo directos a las simas de la muerte, en el mejor de los casos o la más abyecta moñez en el peor.

Ya sea por edad o alteración mental la cosa anda fatal, y si no veamos:

  • Metallica pasaron de ser los reyes del trash metal, de rollito obrero y tal a ser los pesetavoces de la industria discográfica, hoy Lars Ulrich se dedica a hace tele maratones y agitar la manita a modo de saludo en “conciertos homenaje” en los que payasos hiphoperos destrozan sus canciones mas míticas. Cualquiera diría que en el backstage les estarían esperando con Chuck Norris y un AK-47, pues no, encima se dan abracitos delante de la cámara y seguramente se degluten los glandes detrás de ella.
  • Dio palmó, afortunadamente aún pude verle en Wacken.
  • Ozzy Osbourne no solo no come ya murciélagos con nocilla para merendar, además sale con toda la family haciendo el Ozzy Hilton en la puta MTV, un día de estos saldrán fotos de el bajando de una limousine sin el braguero.
  • Otro amigo de la telebasura es Gene Simmons, que se opera de las lorzas felizmente y en familia mientras una camara graba todas las idioteces que se le ocurren, al mejor estilo “Hogan knows best”, todo un KISS en el culo.

Capitulo aparte merecen entes como Jon Bon Jovi, que tras raparse el pelo en los noventa, posiblemente la decisión artística mas divertida de la década después del tiro de Kurt Cobain, se “diversifico” como actor en películas donde lo mas emocionante eran los títulos de crédito. Hoy greñoso de nuevo, sobrevive como karaoke de fortuna ¿o habéis vuelto a oír por ahí algo que no sean sus canciones clásicas?

Pero sin duda el premio moñas del siglo se lo lleva Ritchie Blackmore por reconvertir su carrera de guitarrista y padre del metal en la de bardo bastardo gracias a las presuntas mamadas de una señora llamada Candice Night, demostrando una vez mas que donde estén dos tetas, ni metal ni ostias, a calzarse corbata o pantys de bardo y a arrastrarse por la puta vida (de hecho es un punto fundamental en la trayectoria vital de cualquier oficinista medio).

Espero que al menos se lo trague todo.

Bruce Dickinson resiste, pero cualquier día le da algo de tanto inflar la vena, lo mismo que Angus Young que se parece cada día mas a una portada de Iron Maiden, piensa en la de “The trooper” y cámbiale la bandera por una guitarra.

¿Bueno y que? Me diréis, aún quedan grandes del metal por ahí. Vale, en ese caso nombradme a dos leyendas del rock que tengan menos de 50 tacos. Que la edad es muy mala y por más que digan la metalopausia existe.

¿Relevo generacional? Vale que están Disturbed, Airbourne y otros, pero a la que te descuidas se te estrellan con la moto (pobre Steve y pobres de nosotros, la BSO de Sin City 2 la acabará poniendo Lady Gaga), acojonadito me tienen.

Acabaremos todos tal que Koldo:

¿Qué estoy exagerando?

Pues claro, pero…… ¿y lo que te has reído?

¿O no?

Anuncios

febrero 6, 2012 Posted by | La tontería., Subnormalidad musical. | , , , , , , , , , , , | 1 comentario

   

A %d blogueros les gusta esto: